domingo, marzo 7, 2021
Home > Colombia > Cuba busca salir de lista de países que apoyan al terrorismo

Cuba busca salir de lista de países que apoyan al terrorismo

Congresistas estadounidenses y colombianos, también exiliados, ven en la advertencia de Cuba sobre un eventual atentado del ELN, un mensaje al Gobierno de Biden

Por DANIEL CASTROPÉ

La advertencia hecha por Cuba a Colombia sobre un posible atentado terrorista del ELN (Ejército de Liberación Nacional), en esa nación sudamericana, desató reacciones en las que prevalece la opinión de que el régimen castrista intenta que Estados Unidos lo excluya de la lista de países que apoyan al terrorismo.

Al respecto, la congresista federal de Florida, María Elvira Salazar, tuiteó: “¡No se negocia con asesinos!”. A lo que agregó: “El régimen de Cuba apoya al terrorismo en Colombia y por ello merece permanecer en la lista de países patrocinadores del terrorismo”.

Asimismo, dijo, “está clarísimo que la dictadura castrista respalda y alberga a terroristas del ELN”, en alusión a los cabecillas de esa organización guerrillera que permanecen en la isla después de que se empantanaron las negociaciones de paz con el Gobierno colombiano, a pesar de los constantes pedidos de extradición desde Bogotá.

La alerta de Cuba llegó a la Casa de Nariño a través de un mensaje firmado por el embajador del régimen cubano en Colombia, José Luis Ponce, según informó el nuevo ministro de Defensa colombiano, Diego Molano.

“Hoy el Gobierno colombiano recibió del embajador de Cuba en Colombia, José Luis Ponce, una comunicación de un supuesto atentado terrorista que estaba siendo planeado (…) por parte del grupo ELN, del Frente Oriental», afirmó el titular de la cartera de Defensa.

Por su parte, el congresista de los colombianos en el exterior, Juan David Vélez, comentó a DIARIO LAS AMÉRICAS que “la embajada de Cuba no puede actuar como ‘correo de la muerte’ de los terroristas del ELN”.

Vélez, quien dijo no dudar de que el anuncio de Cuba es parte de una “estrategia para sensibilizar a Estados Unidos”, añadió que la embajada “lo que debe hacer es pedir a Cuba que capture y extradite a los narcoterroristas del ELN que han perpetrado actos como el de hace dos años en la Escuela de Cadetes, donde murieron 22 policías en formación”.

En opinión del legislador colombiano, la dictadura cubana tiene la “obligación” de entregar a los líderes del ELN que “hoy duermen tranquilamente en la isla”, mientras esa organización “sigue sembrando el terror en Colombia y en otros países del continente”.

El llamado de Cuba se conoce casi un mes después de que la administración del expresidente Donald Trump reintegrara al régimen de La Habana en la lista de Estados patrocinadores del terrorismo, del que había sido retirado en 2015 por el gobierno de Barack Obama.

El expresidente colombiano Juan Manuel Santos pidió a principios de mes al presidente Biden “reversar” la decisión que tomó Trump. “El presidente Biden debería comenzar de inmediato el proceso de revisión para revocar esto”, dijo Santos.

Entretanto, el directivo de la Asamblea de la Resistencia Cubana Orlando Gutiérrez-Boronat dijo que “esto parecería ser a distancia un esfuerzo del régimen castrista ante la administración Biden, para que lo saquen de la lista de países terroristas”.

De igual forma, el activista señaló que “el régimen castrista quiere mostrar que supuestamente colabora contra el terrorismo cuando en realidad lo aúpa”.

Según la comunicación de la sede diplomática del régimen cubano en Bogotá, el posible atentado terrorista del ELN que sería perpetrado por el Bloque Occidental de esa guerrilla, al que se le atribuye el atentado contra la Escuela de Cadetes de Policía General Santander.

Otra opinión sobre el tema fue esbozada por el presidente del Movimiento Democracia, Ramón Saúl Sánchez, quien aseguró creer que “se trata de una movida planificada para dar la impresión de que están cooperando contra el terrorismo, mientras, a la vez, el ELN sigue cometiendo sus atrocidades terroristas”.

Apuntó que, según su análisis, “este es un mensaje a Estados Unidos para que los quiten del estatus de país auspiciador del terrorismo y más bien parece que buscan darle argumentos a los que, en el mundo, reclaman que la dictadura no debe de estar en esa lista”.

“Es obvio que si los ‘negociadores de la paz’ no pueden controlar lo que hacen los que llevan a cabo la guerra, el proceso fue y es una falacia engañadora de la opinión publica. ¿Cómo podrían comprometerse en que haya paz así?”, acotó el activista cubano en declaraciones a DIARIO LAS AMÉRICAS.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *